martes, diciembre 13

La vida nos lleva por caminos raros

Artículo publicado en Diario de Noticias de Navarra, Gara y Navarra Información el 13 Diciembre 2016

Empecé a imaginar este artículo escuchando la brutal canción de Quique González de parecido título. Comienza con esta estrofa:
La vida te lleva por caminos raros .. 
por la esquina más perdida de los mapas, 
por canciones que tú nunca has cantado. 
La vida te lleva por caminos raros.

Observar el mundo actual lleva a esa conclusión, ver la peligrosa situación a la que nos lleva la reciente elección de un loco como Donald Trump en EE.UU., sus recientes decisiones en especial los nombramientos de sus colaboradores, millonarios cada uno de ellos más esperpéntico o un general retirado denominado “Perro loco”, indica que nos lleva por caminos raros.

Caminos raros son los que se recorren en Siria, en Afganistán, en Iraq, los atentados brutales de Turquía o Egipto que llenan de cadáveres sus calles mientras escribo estas líneas. O el silencio sobre un Mediterráneo en el que no caben ya más cadáveres de gentes que huyen del horror. De ese horror que ya adivinaba el Coronel Kurtz en “El corazón de las tinieblas” de Joseph Conrad, posteriormente hecha película de culto con Apocalypse Now.

Caminos raros que recorre la vieja Europa, la que parecía vacunada contra los extremismos después de lo ocurrido en la II Guerra Mundial y que de nuevo en su corazón de las tinieblas, en Austria o Alemania, nos sobrecoge con su recuerdo.

Cierto es que Austria ha evitado su primer match ball al darle el triunfo a un ecologista veterano como Alexander Van der Bellen, evitando que un miembro de la extrema derecha, Norbert Hofer llegara a un puesto de esa relevancia. Pero no debemos de olvidar que han estado cerca, muy cerca.

Los mismos caminos raros por los que transita la política francesa en la que ante una izquierda atónita y dividida, emergen dos derechas extremas, la  neo fascista liderada por Marine Le Pen y la cuasi fascista de François Fillon, candidato elegido en las recientes primarias de Los Republicanos. El más derechas de las derechas.

Mientras la izquierda francesa del PSF transita también por caminos raros, descuartizándose en luchas fratricidas a pesar del gesto de un Hollande a la baja que ha decidido no estorbar, gesto que le honra. El único capaz de dar la batalla parece ser un Manuel Valls que casualmente se sitúa en el ala más derechista de los socialistas franceses. Mal síntoma.

En Italia recorren igualmente su peculiar camino raro, en este caso muy a la italiana. La metedura de pata de un Matteo Renzi que creyéndose sobrado ha acabado por perder un referéndum convocado de manera irresponsable, al más puro estilo Cameron y su Brexit británico, les lleva de nuevo a un callejón sin salida.

Por cierto, que también ese irresponsable referéndum permitió emerger a otra figura de extrema derecha, Nigel Farage, el primero en reunirse con el ahora todo poderoso Donald Trump. Curioso y preocupante.

Ahora el Presidente de la República Italiana, Sergio Mattarella intenta un movimiento continuista proponiendo como Primer Ministro a una persona de confianza del propio Renzi, su ministro de Asuntos Exteriores Paolo Gentiloni. Camino raro de gobierno Renzi sin Renzi, para que vuelva de nuevo Renzi.

No debemos olvidar que Italia se debate entre cuatro figuras a cada cual más controvertidas, el guaperas Renzi, el capo Berlusconi, el peligroso payaso Beppe Grillo líder de un extraño movimiento como el “Cinco Estrellas”, populista escorado hacia la derecha y el neo fascista Umberto Bossi de la Liga Norte. Eso sí que es transitar por caminos raros.

Dejo para el final el transitar por caminos raros de nuestro país y en especial del PSOE. Después de un culebrón de once mese Rajoy fue investido Presidente del Gobierno casi más por una planificada estrategia de desgaste desde los poderes fácticos, que “haberlos haylos”, que porque la lógica política nos llevara a esa conclusión.

Por el camino dejó a un Partido Socialista “hecho unos zorros” con dos Comités Federales propios de una película de Berlanga, una Gestora que camina a trompicones y un Pedro Sánchez que no sabemos si está o se le espera. 

Tampoco Podemos camina por lugares soleados, empeñados en descuartizarse unos a otros siguiendo el ejemplo socialista. Es como si el guión de lo que está ocurriendo en ambos partidos lo estuviera escribiendo el gurú Arriola.

La consecuencia es una oposición balbuceante, dispersa, sin rumbo, que también aquí ha fortalecido a la derecha más rancia y extrema.

La única esperanza es la verdadera revolución interna de las bases socialistas que no admiten ciertos giros y que mantienen su lucha por la democratización del partido y la necesidad de las primarias y el Congreso con la máxima urgencia. Se organizan a través de plataformas, de Socialistas en pié, u otros movimientos de manera dispersa y por tanto debilitada.

Sólo la reciente reunión en el Ateneo de Madrid, lo que ya se va conociendo como el “Espíritu del Ateneo”, parece haber puesto un poco de cordura a través de un documento constructivo y de consenso. Allí gentes como Odón Elorza, José Antonio Pérez Tapias, Andrés Perelló, Josep Borrell, Cristina Narbona, más una treintena de cuadros históricos y de Izquierda Socialista intentan poner algo de sensatez en esta dispersa situación. La izquierda del PSOE parece retomar la voz en un momento que es más necesaria que nunca.

Como conclusión cabe asegurar que en este final de un complejo 2016 el mundo camina por caminos raros, algunos como el de las agresiones al planeta parecen autodestructivos. Que en pleno cambio climático, con los polos derritiéndose y las ciudades, ríos y mares con la mayor polución de su historia, Trump elija como colaborador a un negacionista de esta situación nos debe producir escalofríos.

Pero la pregunta es ¿hacia dónde nos llevan estos caminos raros?

Eso da para otro artículo.

Fdo.: José Luis Úriz Iglesias (Afiliado al PSC viviendo en Navarra)

Villava-Atarrabia 12 Diciembre 2016




  

1 comentario:

  1. Cuando se traiciona la Social-Democracia por estos partidos -Habiendo sido las señas de identidad,los ciudadanos tienen que mirar otro orizontes y van dejando de lado a los mismos.Los Popes reaccionan y empiezan las batallas internas que pueden acabar en la destruccion de los partidos-En estas estamos y habra que reaccionar.

    ResponderEliminar