martes, septiembre 30

Catalunya: La pregunta



Articulo publicado en PUBLICOSCOPIA el 30 Septiembre 2014

El lío en el que nos metió el PP con su absurdo recurso al Tribunal Constitucional sobre un Estatut de Catalunya aprobado por la inmensa mayoría del Parlament,  posteriormente  en un referéndum que ahora casi nadie recuerda y refrendado por Congreso y Senado, la inusitada sentencia de éste, más la ayuda de Artur Mas con su delirante manera de tapar sus vergüenzas, las suyas y las de CiU con el escándalo de la familia Pujol, va a resultar muy difícil de solucionar. Pase lo que pase la sociedad catalana sufrirá, será la pagana de ambas derivas y probablemente la española también.

Esa es la reflexión política aunque hay elementos en este atolladero que resultan difíciles de entender y mucho menos aún de compartir, circunstancias que muy poca gente analiza más empeñados en esta especie de guerra de guerrillas en la que se ha convertido el denominado “conflicto catalán”. Ni siquiera la izquierda, la de allí y la de aquí, a la que cabría exigir una mayor capacidad de análisis en un tema complejo como éste está a la altura de las circunstancias.

La de aquí ni está ni se la espera, la de allí más en concreto la nacionalista, incomprensiblemente ha aceptado una pregunta manipulada de manera intolerable. Quien escribe estas líneas entre confuso e indignado debe reconocer previamente para que nadie se confunda, porque en éste tema resulta demasiado  fácil que te etiqueten,  que estoy a favor del derecho a decidir, que lo considero como militante de la izquierda tradicional un derecho inalienable, innegociable de los pueblos. Pero a decidir de manera honesta, clara, conociendo las consecuencias de la decisión después de  hacer una labor didáctica a quienes lo van a ejercer y con una pregunta final honrada y sin trampas.



En las circunstancias actuales más bien parece que el pueblo catalán, de poder realizarse la consulta, está bastante poco informado de esas consecuencias, al menos de las que pueden afectarles directamente como la hipotética salida de la UE en caso de ganar el doble SÍ, o de cómo se harían las cuentas con el estado del que se pretende escindir.

Pero interesa mucho más aún centrarse en la pregunta. ¿O se debe decir las preguntas? ¿Una pregunta partida en dos resulta clarificadora? ¿La mayoría de la ciudadanía catalana entiende el sentido de las mismas? El doble NO ya sabemos a qué conduce, pero ¿se está explicando con claridad a dónde lleva el doble SÍ? y sobre todo qué ocurre con quienes contestando No en la primera parte, se desentienden de responder a la segunda confundidos con su definición.

Más bien parece una pregunta trampa hecha con la argucia del mejor Maquiavelo para intentar ganar con una posición de ventaja y eso desde una posición de izquierdas resulta absolutamente intolerable, éticamente reprobable.

Hacer una pregunta en dos fases en las que la segunda invalida a los que responden NO en la primera resulta deleznable. Un porcentaje elevadísimo de quienes respondan de esta manera no contestarán a la segunda distorsionando de manera definitiva el resultado final. Si la pregunta tal y como está diseñada trae como consecuencia real que una mayoría de la ciudadanía catalana no estando a favor de un "Estado independiente" el resultado final es el contrario, sería un referéndum además de ilegal, ilegítimo, sucio y por lo tanto anulable sólo por esa consideración. No entiendo cómo gentes de la izquierda como ERC, IC y CUP han entrado en este acto absolutamente indigno.



Tampoco se puede entender cómo los partidos contrarios a la consulta en lugar de centrarse en ésta cuestión vital para desactivarla, se empeñan en mantener posiciones contra la corriente incontenible de la sociedad catalana, que si algo tiene claro es su deseo de ejercer su derecho a la libre decisión.

Aunque la posición más lamentable es la del PP y su gobierno más interesado en azuzar éste incendio, posiblemente como una manera de tapar su incapacidad para resolver la grave crisis en la que estamos inmersos y al mismo tiempo sus numerosos casos de corrupción, que en intentar apagarlo por un medio tan eficaz como desactivar ésta pregunta trampa.

Claro que para eso habría sido necesario abrir una vía de negociación en la línea de la reciente experiencia entre el Reino Unido y Escocia, exigiendo un periodo amplio para poder explicar y contrastar las consecuencias de la secesión y desde luego pactando como allí una pregunta clara y concisa.

Por eso ha ganado el NO, porque la ciudadanía escocesa sabía perfectamente las consecuencias de su separación y respondía una pregunta perfectamente clarificadora.  La pregunta fue: “¿Debería Escocia ser un país independiente? Sí o No”. Comparen ustedes con la de Catalunya y entenderán muchas claves.

Para resumir mi posición, estoy a favor del derecho a decidir, siempre lo he estado, pero a través de una consulta pactada, negociada, en la que la ciudadanía responda a una pregunta clara y concisa sabiendo perfectamente lo que supone cada respuesta.



Esa pregunta no puede ni debe ser otra que: "Considera usted que Catalunya debe ser un estado y además independiente?" Todo lo que no sea eso resulta un engaño inadmisible y más en un tema de tanta importancia. Me parece irresponsable la posición de ambas partes en conflicto. Del PP y CiU pero más aún de las izquierdas, las de aquí ignorando derechos incontestables, haciendo un seguidismo inaceptable del PP y las de allí colaborando en un gran engaño dejando de lado la ética que debe impregnar cada decisión que tomen.

La clave está en la pregunta, aunque visto lo visto lo probable sea que como dice el dicho popular “entre todos la mataron y ella sólo se murió”. Pinta mal, especialmente para la ciudadanía catalana, pero también para la del resto de un estado en situación de desguace.


Los trenes se dirigen a toda velocidad a su punto de choque dentro de exactamente 40 días y no parece que nada hoy pueda evitarlo. ¿Quizás la pregunta?

sábado, septiembre 27

Arnaldo Otegi askatu. Politika askatu


Esta mañana un grupo plural en representación de una gran cantidad de firmantes hemos presentado éste documento por el que se pide la libertad de Arnaldo Otegi y el resto de encarcelados por impulsar Bateragune. Plural porque representamos una amplio espectro de la sociedad desde el socialismo a la izquierda abertzale unidos por un deseo común por encima de nuestras justas diferencias políticas. 
Así Patxi Zabaleta, Javier Madrazo, Martxelo Otamendi, Pello Urizar, Tasio Erquizia, Laura Mintegi a los que he acompañado como afiliado socialista comprometido con la paz.

"En estos días se cumplen 5 años desde que Sonia Jacinto, Miren Zabaleta, Arkaitz Rodríguez, Rafa Diez y Arnaldo Otegi fueron detenidos y encarcelados. Hace apenas unos meses el Tribunal Constitucional no hizo sino avalar la gravísima injusticia que se cometió con estas personas.
Los que firmamos y nos adherimos a este llamamiento a la manifestación que se celebrara el 11 de Octubre, a las 17:00 en Elgoibar, formamos parte de un espectro muy plural en lo que respecta a nuestras convicciones ideológicas y políticas. Algunos/as compartimos muchas de
las convicciones y anhelos de los hoy encarcelados, otros aun respetándolos estamos muy alejados de los mismos y otros/as por ultimo nos sumamos a por el simple motivo de carácter personal, humanitario o de defensa de los derechos humanos.

En cualquier caso y por encima de cualesquiera diferencias entre nosotros/as nos une la convicción de que:

· Sonia Jacinto, Arkaitz Rodriguez, Rafa Diez, Miren Zabaleta y Arnaldo Otegi son en una grañidísima medida los responsables de la actual situación de esperanza e ilusión que vive Euskal Herria.

· Su compromiso con la Paz, la libertad, la igualdad y el respeto a los Derechos Humanos esta fuera de toda duda.

·Su puesta en libertad contribuirá al afianzamiento de un escenario de justicia y convivencia en nuestro País.

· Así mismo y por ultimo deseamos manifestar que desde el respeto al dolor y al sufrimiento de todas las victimas es absolutamente necesario avanzar hacia una solución integral al problema de la existencia de centenares de presos vascos de
motivación política.

Medidas como la liberación de todos/as los presos gravemente enfermos, o de los presos de
edad avanzada (como el elgoibartarra Sebas Etxaniz) además de contar con el apoyo de la gran mayoría social vasca permitirían el avance de la convivencia en nuestro País. Ese es nuestro deseo y nuestro único anhelo.

Arnaldo Askatu, Politika Askatu Herri Ekimena."


viernes, septiembre 26

Que nos devuelvan los derechos y libertades que nos han robado

El pasado 24 de febrero, decenas de miembros de la Asamblea por el Cambio Social dimos una rueda de prensa en la plaza del Castillo para anunciar una movilización. Esto, citar en la calle a los medios de comunicación, en cualquier otra parte del mundo no requiere de ninguna autorización gubernativa. Y aquí tampoco hasta hace nada. Sin embargo, a partir de 2012 el ayuntamiento de Pamplona y la Delegación del Gobierno empezaron a multar sin previo aviso a miembros de colectivos por dar ruedas de prensa en la calle “sin permiso”.
En esta asamblea tuvimos debate acerca de si pedir autorización o no para nuestras ruedas de prensa. Porque es realmente triste que en Navarra tengamos que andar así, renunciando a nuestras libertades ciudadanas por miedo a las multas. Pero al final se impuso la opción de pedirla, simplemente para evitar que la Delegación del Gobierno pueda amenazar la viabilidad de esta asamblea a golpe de expediente sancionador, algo que ya ha pasado con otros colectivos.
Pues bien, como este recorte a las libertades es nuevo, al principio tampoco estaba muy claro a quién había que pedir permiso para las ruedas de prensa. Fuimos al ayuntamiento y nos dijeron que al ser un asunto de ocupación de vía pública (la mesa para poner los micrófonos) la autorización la daban allí, y que no era necesaria la de la Delegación del Gobierno, por no ser una movilización o un tema de orden público. Bueno, pues rellenamos los papeles y recibimos el visto bueno de la autoridad.

Siete meses después, un miembro de esta asamblea ha recibido una multa de 450 euros por aquella rueda de prensa, que la Delegación del Gobierno califica de “concentración”, y le sancionan por “significarse en ese acto por ser una de las personas que tomó la palabra y se dirigió a los medios de comunicación”. Hemos recurrido la multa, por supuesto, pero también queremos denunciarla públicamente, porque la situación que estamos viviendo los movimientos sociales en Navarra nos parece de auténtico escándalo. Que la ciudadanía organizada llame a la prensa y hable en plaza pública, ¿de verdad es un asunto de orden público?
Nuestro compañero es una más de las cerca de 100 personas que han recibido multas en las últimas semanas. Y las hay de todo tipo: por tomar parte en una marcha de bicis estudiantil contra la LOMCE, por contemplar desde la calle una acción de desobediencia contra el TAV que se hizo en Diputación, por tomar parte en diversas concentraciones... Ahora ya ni siquiera te tienen que identificar en el momento en que cometes la supuesta infracción, sino que se basan en fotos “y otras pruebas” y te meten la multa a traición, sin posibilidad de defenderte. Así, están multando a gente que ni siquiera estaba en el lugar en cuestión, y que simplemente “se parece” a alguien que sí estaba. O a gente que pasaba por ahí, a periodistas...
Según los datos de los que dispone la iniciativa “Kalea Denona”, entre 2012 y 2014 la cuantía de las multas por movilizaciones en Navarra supera los 100.000 euros. Por ejemplo, entre 2012 y 2013 Navarra fue la comunidad que más recaudó en multas de este tipo en todo el Estado, con 49.508 euros de 172 expedientes incoados. Y a la espera todavía de la “Ley Mordaza”, mucho nos tememos que este aluvión de multas que ha habido en septiembre forme parte del guión que ha preparado la derecha para este curso, que se hayan propuesto limitar al máximo las movilizaciones en la calle extendiendo la buro-represión a cada vez más sectores. En definitiva, a más riqueza y privilegios para las élites, más recortes y represión para el 99%.
Pero no lo van a conseguir, no nos van a sacar de la calle. Al contrario, desde la calle les vamos a sacar de las instituciones. Este régimen que se han montado, aparte de una estafa, es una trituradora de derechos sociales y libertades ciudadanas. Y esa no es la Navarra que queremos la mayoría, así que en las elecciones del próximo mes de mayo tenemos el reto de echarlos de las poltronas, sí, pero también el de devolver a la ciudadanía todos los derechos y libertades que nos han robado.

Por eso, creemos que todas las fuerzas políticas, sindicales y sociales comprometidas con el cambio social y político tenemos que abordar la gravísima problemática de las multas. Porque el cambio en Navarra es, entre otras muchas cosas, que nadie más sufra un castigo económico por decir lo que piensa o tomar parte en movilizaciones pacíficas.
Nos vemos en la calle. Por el cambio social y político en Navarra. Para que nos devuelvan lo que nos han robado.
Firman el artículo: Tere Saez, Ainhoa Aznarez, Sergio Labayen, Mikel Sanz, Ainara Oyaga, Pilar Hurtado, Iñaki Justes, Yolanda Rodríguez, José Luis Úriz, Javier Echeverría y Félix Jiménez. Miembros de la Asamblea por el Cambio Social en Navarra

martes, septiembre 23

Ustedes que pueden, dialoguen, por favor


Artículo salido en PUBLICISCOPIA el 23 Septiembre 2014

Al final de la manifestación que recorrió las calles de Barcelona como repulsa por el asesinato del socialista Ernest Lluch en Noviembre de 2000, la prestigiosa periodista Gemma Nierga, que fue la encargada de leer el manifiesto final, se saltó el guion pronunciando una frase que dejó seco, con cara de póker, al duro José María Aznar allí presente y por entonces Presidente del Gobierno: “Estoy convencida de que Ernest, hasta con la persona que lo mató, habría intentado dialogar; ustedes que pueden, dialoguen, por favor".

Fue como puñetazo que la sociedad civil a través de Gemma, daba en la mesa de unos políticos enquistados en la confrontación y la guerra. Esa reflexión se pronunciaba después de un infame asesinato y en un momento muy duro de la banda terrorista ETA.
Viene ahora a mi memoria aquella famosa frase que quizás marcó el devenir de la solución de un conflicto que parecía eterno e irresoluble, observando la tensión centro-periferia actual. Se refería Gemma a la necesidad de solucionarlo por la vía del diálogo y el entendimiento entre muy diferentes y de alguna manera así se hizo, aunque fuera de manera minoritaria, paciente y discreta. Hoy 14 años después aquella situación ha cambiado radicalmente.

Me pregunto ahora que veo otra dura confrontación, en éste caso entre el Estado y Catalunya, si Gemma no debiera haberla pronunciado de nuevo, también en las calles de Barcelona al final del acto multitudinario de la pasada Diada.



“Ustedes que pueden, dialoguen”. Ustedes que pueden señores políticos dejen a un lado sus intereses partidistas, electoralistas, siéntense frente a frente y no se levanten hasta llegar a un acuerdo definitivo. Porque se lo deben a la sociedad, a la española y a la catalana, a esas que dicen representar y a las que no pueden conducir como están haciendo a un callejón sin salida, a la confrontación estéril, al borde de precipicio.
Hoy la responsabilidad de Rajoy y Más es máxima, en menor medida también la de Junquera y Sánchez, especialmente él ya que el PSOE ha propuesto la denominada tercera vía. Máxima o límite porque se les ha elegido para solucionar problemas, no para crearlos o agudizarlos. Ésa es su misión y si son incapaces de hacerlo lo más digno sería que se fueran  dejando su lugar a otros que sí lo hicieran.

¿La situación actual es difícil? Indudablemente sí. ¿Es superable? También. ¿Cómo? Como decía hace 14 años Gemma, dialogando, negociando, llegando a acuerdos. ¿Es posible? Por supuesto, pero para ello hay que ceder, buscar puntos de encuentro, ser audaces, imaginativos y especialmente generosos.

Del resultado del referéndum de Escocia se pueden extraer grandes enseñanzas, la primera que para llegar a la situación que plantea ahora Cámeron no hacía falta ese viaje. Que el referéndum y la tensión que ha provocado en ambas sociedades se podía, se debía, haber evitado negociando antes esa mayor autonomía que ahora está ofreciendo a Escocia.



Evitar que eso ocurra también aquí es la obligación de nuestros políticos, los de aquí y los de allí. Aún no se ha cruzado la delgada línea roja que separa lo complicado de lo irresoluble, la tensión de la confrontación directa, por eso ahora millones de voces debieran lanzar el mensaje de Gemma Nierga: Dialoguen señores políticos, ustedes que pueden solucionar el desaguisado provocado háganlo, siéntense ya e intenten llegar a acuerdos, construyan puentes por los que comunicarse y desde luego no los dinamiten.
Lo contrario será negativo para ambas ciudadanías. 

Aunque se obligue por la fuerza de la ley a paralizar un derecho como el de decidir que se ha demostrado inmensamente mayoritario en Catalunya, ese pueblo seguirá insistiendo, pero esta vez con el peligro de la frustración producida por la imposición central. Jamás una solución que llega a través de la fuerza de la ley y no de la razón, del convencimiento, del consenso ha sido eficaz y mucho menos duradera.


Aún hay tiempo, poco pero hay, mi experiencia sindical en la negociación de convenios me indica que cuanto menos queda más fácil es llegar a acuerdos. Rajoy, Mas, Sánchez, Junquera, dialoguen (voy a ser menos sutil) coño!, negocien y acuerden. Para eso les elegimos, para eso les pagamos. 


jueves, septiembre 18

¿El final del PSN?


Artículo publicado en Diario de Noticias de Navarra el 18 Septiembre 2014

Desde que en 1992 comenzó a emerger el escándalo de Urralburu y compañía, el PSN, que en aquel momento rozaba la mayoría con 19 representantes en el Parlamento de Navarra, no ha cesado su caída imparable hasta llegar a los instantes actuales, donde se encuentra al borde de su desaparición, o como mínimo de convertirse en un partido residual e innecesario.

Sólo hubo un instante cuando el entonces Secretario General, Juanjo Lizarbe decidió a finales del 2000 dar un giro radical en su estrategia política culminando en el intento de un gobierno alternativo a una intocable UPN en 2007. El intento, que habría supuesto seguramente su recuperación definitiva, terminó de manera indigna y frustrante para su afiliación, base social y la mayoría social en Navarra cuando el ínclito Pepe Blanco trasladó a su Comité Regional, que por cierto había aprobado por unanimidad ese cambio, el veto de la Ejecutiva Federal y posteriormente la eliminación de un caído en desgracia Lizarbe, aunque luego su camaleónica trayectoria le recuperara de nuevo.

Fue una traición en toda regla, o al menos así lo sintió la mayoría de nuestro electorado. Que el mismo Comité Regional que aceptó esa línea, fuera capaz de aprobar a las tres semanas por amplísima mayoría la contraria, decepcionó a una parte del PSN que abandonó sus filas con lágrimas en los ojos. Sólo un pequeño reducto que a raíz de su resistencia sufrió durante años el peso del hierro de Torquemada resistió el envite, aunque con un alto costo de sanciones, ninguneos y expulsiones.

Fue una lección bien aprendida por algunos y algunas: quien se mueve, no sale en la foto y así hubo reconversiones milagrosas o repugnantes, según se vea.



Un largo periodo de control absoluto evitó nuevas aventuras, por mucho que quienes no estaban de acuerdo fueran capaces de pelear los dos siguientes congresos consiguiendo el 40 y el 30 % de apoyos. Cifras más que dignas en un partido en el que a esos cónclaves suelen ir una mayoría de cargos internos y públicos que tienen muy bien aprendida la lección sabiendo lo que pueden o no hacer si quieren seguir medrando.

En el entreacto pactos vergonzantes con UPN que incluso llevaron a participar en un gobierno de coalición con su Secretario General de vicepresidente del gobierno. ¿Quién se lo iba a decir? Aunque nuevamente fueron despechados, expulsados y ninguneados como una nueva vergüenza para el socialismo navarro.

Pero las sucesivas debacles electorales consiguieron hacer peligrar la propia supervivencia del PSN y por tanto de los cargos institucionales ocupados hasta ese momento. Llegó así los primeros meses de 2014 y nuevamente el escándalo de la CAN, que por cierto salpicó a alguno de sus dirigentes apenas unos meses antes, volvió a dar la oportunidad de salvar la situación y consiguientemente algunos puestos. Nuevamente, como en 2007, sus líderes se lanzaron a la aventura, ésta vez parecía ser que con el visto bueno de Ferraz.



 Corría el mes de Marzo y nuevamente la ilusión de un gobierno alternativo a la derecha inundó Navarra, incluso con la generosidad de la Izquierda Abertzale que cedió la presidencia del mismo. Pero otra vez la cruda realidad supuso una fuerte bofetada en el rostro del PSN, de su afiliación, de su base social. Ferraz cerraba el paso dejando a sus dirigentes en una posición vergonzante y también como en 2007 sus bases se rindieron con armas y bagajes. Otra sangría de apoyos, nuevos abandonos y el PSN al borde del precipicio.

Desde entonces nuevo batacazo en la elecciones europeas, la aparición de Podemos arrancando jirones de su electorado y un proceso fallido de primarias y Congreso  del PSOE que nos ha llevado a “más de lo mismo”. La gran esperanza de la izquierda del PSOE, José Antonio Pérez Tapias, aunque con un más que digno resultado se quedó lejos de la victoria y por tanta de la posibilidad de su regeneración.

En apenas dos meses su nuevo SG ha dejado muy clara cuál va a ser su estrategia y no parece que vaya en la dirección que apuntaba con acierto Izquierda Socialista de giro a la izquierda y profundas reformas en táctica y estrategia.

En Navarra esas primarias volvieron a demostrar el control férreo del “aparato” y la disposición de seguirse manteniendo en el poder a toda costa a pesar de haber llevado al PSN a sus niveles más bajos de apoyo social, más altos de desprestigio y al borde de su desaparición.



Después del rotundo batacazo de las elecciones europeas su líder, Roberto Jiménez (por cierto “premiado” por ello con su presencia en la nueva ejecutiva federal de Sánchez) dijo una de las pocas frases sensatas: “quien dirija el PSN del futuro no deberá llevar mochilas del pasado”. Pero el anuncio de la presentación de una de sus máximas colaboradoras, María Chivite no le ha dado la razón e indica que han optado por un “más de lo mismo” suicida. A esto se añade que la candidata a encabezar la lista al Ayuntamiento de Pamplona pertenece a su mismo equipo, para que “todo quede en casa”.

Todo ello ignorando lo que está demandando su base social: un giro radical en sus políticas, en su estrategia y en sus nombres. Sorprende e indigna escuchar ahora discursos renovadores a quienes pertenecen a lo más oscuro de su pasado. Así no señores dirigentes del PSN, así al barranco de cabeza.

Pero aún queda una última esperanza: la candidatura de Amanda Acedo lanzada desde el sector “crítico”, los pocos que han ido quedando después de las sucesivas sangrías, aún abre un atisbo de esperanza para éste moribundo PSN. Las primarias son abiertas y si en ellas participan quienes lo abandonaron ante su deriva sus apoyos pueden ser mayoritarios, porque en estos instantes hay muchos más socialistas fuera que dentro.



Sólo falta que Acedo concrete sus propuestas, que si se relee y hace suyas las que defendió Pérez Tapias e Izquierda Socialista en su campaña a las primarias del PSOE conseguirá avanzar por la senda correcta. Nuevo modelo de partido más democrático, abierto, transparente, giro a la izquierda, entendimiento con el resto de fuerzas de la izquierda transversal, derecho a decidir, recuperar nuestra esencia republicana, relanzar el proceso de paz, medidas de recuperación de la sanidad, enseñanza y servicios sociales públicos, etc

Quizás sea la última oportunidad de evitar lo que ahora parece inevitable: la desaparición del PSN o al menos que quede en un partido residual e innecesario para el cambio en Navarra. Algo que sería negativo no sólo para el socialismo, también para ese cambio que debería ser transversal, plural. El PSN, su base social, lo que significa una vez eliminada la escoria que ahora lo recubre, es imprescindible para que en Navarra pueda construirse una alternativa duradera y estable, pero para eso lógicamente la pelota está en su tejado.


Ojalá sea así, ojalá esa base social socialista reaccione a tiempo. Ahora!

martes, septiembre 16

¡NO EN MI NOMBRE!


Artículo aparecido en PUBLICOSCOPIA el 16 Septiembre 2014.

En los últimos años la corrupción, ese cáncer que corroe una práctica que debiera ser noble y limpia como la política, se fortalece, se agrava por momentos agrandando el abismo que la separa de una ciudadanía que comenzó por sorprenderse, para pasar a la indignación y cabreo actual.

Las gentes que llevamos muchos años en ella, que estamos en política, no somos políticos, o sea no vivimos de ello, nos sentimos abrumados, hastiados, bajo la suposición injusta de que todos somos iguales.

No es nuevo, no ha aparecido en estos últimos años y además afecta a todos los partidos que han tenido o tienen cuotas de poder. Desde la democracia comenzamos a saber de ella por el caso de financiación ilegal del PSOE, el denominado “caso Filesa”, para continuar con uno que tiene bastante de esperpento como fue el del “hermanísmo” de Alfonso Guerra, más corruptela que corrupción, culminando esa etapa con uno que nos pilló muy de cerca: el doloroso de Urralburu, Roldán y Otano que convulsionó Navarra en los años 90. Después la vergüenza de los fondos reservados y otros que llevaron al PSOE a la debacle.

“Pecata minuta” vistos desde hoy en día en el que las cifran se disparan y los partidos afectados también. Gürtel, ERE en Andalucía, Bárcenas, Blesa iban incrementándolas de manera vergonzosa y exponencial, culminando con el reciente caso que afecta a la familia Pujol en el que las cantidades desfalcadas, supuestamente robadas sería mejor decir, llegan a su cúspide.



Miles de millones de euros en total con los que la crisis en éste país no sería la misma, con los que no habría hecho falta realizar los recortes, las agresiones al Estado del Bienestar que desde el PSOE en la última etapa de Zapatero y con el PP estos últimos tres años se han producido.

¿Cuántos hospitales no habrían tenido que recortar sus servicios, cuantos colegios no tendrían que ver mermada la atención a su alumnado, cuántos puestos de trabajo no se habrían perdido, cuántas necesidades se habrían atendido?

Quizás suene fuerte esto, pero podrían ser considerados como casos de crímenes de guerra, de lesa humanidad y probablemente debieran tener el mismo tratamiento (en alguna ocasión se ha hablado de ello), que cuando al finalizar la II Guerra Mundial se creó un tribunal específico para los realizados en su desarrollo: El de Núremberg.

Un tribunal de excepción para juzgar a quienes con sus prácticas delincuentes han esquilmado nuestro país y como consecuencia de ello han traído dolor y sufrimiento a millones de ciudadanos y ciudadanas. A quienes lo han hecho y a sus cómplices, porque resulta difícil entender, especialmente en algún caso, que se haya producido sin que mucha gente en el vértice del estado haya mirado para otro lado.

Casos que afectan especialmente a PP, PSOE, CiU y sus gobiernos y en menor medida a IU, UGT (aún se recuerda el caso de su inmobiliaria) y CC.OO., con serias ramificaciones que llegan hasta la misma Jefatura del Estado a través de Urdangarín y el no aclarado “caso Corina”.



Pero quizás el último aparecido, el referente al supuesto enriquecimiento ilícito de la familia Pujol, sea el paradigma de todos ellos. Un caso que lleva dentro todos los ingredientes más terribles y denunciables de la corrupción política, en la política.

Se calcula que la familia Pujol habría podido desfalcar, ¿o robar? 18.000 millones de euros nada menos, durante más de 30 años. ¿Cómo se puede conseguir a través del tráfico de influencias políticas una cifra tan brutal? Desde luego seguro que con la complicidad de decenas, centenares quizás, de empresarios, altos dirigentes políticos del gobierno de Catalunya, pero también de España durante los mandatos de Felipe González, Aznar, Zapatero y Rajoy.

¿Es posible que tanto el PSOE como el PP lo conocieran, lo hayan consentido por acción u omisión? ¿Que este robo a manos llenas se haya producido con el fin de contar con el apoyo en unos casos, o el silencio en otros de CiU, o lo que resultaría lo mismo, de Catalunya? Porque ha habido momentos en los que Pujol, su familia, CiU, han sido Catalunya.

Las últimas filtraciones de los SMS cruzados entre Victoria Álvarez ex pareja de Pujol hijo y el jefe de gabinete de Rajoy, Jorge Moragas, son absolutamente reveladores.
O sea que resulta probable que éste caso de corrupción extrema haya contado con la complicidad, el silencio, de las cúpulas de los principales partidos estatales.



¿Indignidad, vergüenza, insensatez, irresponsabilidad? Quizás todo ello, a lo que habrá que añadir en algún caso, traición. Traición a los ideales, a la afiliación, a la base social que está sufriendo como consecuencia de esta ignominia. Traición a nuestros ancestros, a nuestras raíces. Una traición que merece un explicación y a continuación decisiones políticas de calado.

En el caso del PSOE, partido en el que milito, empezar porque el actual SG, Pedro Sánchez, que cada vez que abre la boca desde su campaña  reitera la exigencia de regeneración en su seno, abra de inmediato una comisión de investigación interna exhaustiva, que depure responsabilidades hasta sus últimas consecuencias.

Si dentro del socialismo español, alguien, o muchos, han sabido de este escándalo y lo han ocultado, no han tomado medidas en aras de las manipuladas “razones de estado”, deben ser repudiados y expulsados fulminantemente.

Pero independientemente de ello y para que no exista la mínima duda, desde estas líneas digo alto y claro que: NO EN MI NOMBRE! No voy a ser cómplice de esta canallada y animo a mis compañeras y compañeros a lanzar el mismo grito.

No en mi nombre ser cómplices por omisión de ningún caso de corrupción y mucho menos de éste. No en mi nombre callarme ante la sospecha o certeza de que así sea. No en mi nombre aceptar la suciedad en política con mi silencio.

No en mi nombre…………


jueves, septiembre 11

Nuevo curso apasionante lleno de peligros


Artículo publicado en DEIA el 11 Septiembre 2014

En política los cursos se miden desde el final del verano en adelante. Por ésta razón  ahora comienza uno nuevo repleto de citas electorales y de retos en lo económico, social y político que merecen ser analizadas con prudencia, expectación y un punto de preocupación.

La irrupción de un fenómeno como Podemos ha convulsionado un panorama partidista que resultaba demasiado plano, excesivamente controlado, permitiendo que el ya de por sí desgastado bipartidismo que tan mal resultado estaba dando para una ciudadanía harta de tanta “alternancia”, sienta cómo tiembla su suelo electoral. Es un elemento novedoso, tremendamente saludable para una democracia que comenzaba a resentirse peligrosamente del inmovilismo de PP y PSOE y la parálisis del resto de partidos clásicos excesivamente esclerotizados. Los continuos casos de corrupción que los salpican estaban generando una situación de recelo absoluto, incluso sobre el sistema democrático.

Pero desde las elecciones europeas la situación ha cambiado radicalmente, ni siquiera la “renovación” light del PSOE, con un cambio de liderazgo que apenas se ha notado, al menos en su desgastada estrategia, ha podido frenar el ascenso, que parece imparable, de ésta nueva formación política forjada en las mareas ciudadanas, en las asambleas del 15-M y ligada al sentir de la ciudadanía.



La prepotencia de los dos partidos mayoritarios que veían como elección tras elección la suma de sus votos superaba ampliamente el 70 e incluso el 80 %, se ve así cuestionada al observar con impotencia como va bajando hasta situarse por debajo del 50 %. Es cierto que este profundo desgate se produce  producto de sus torpezas, sus políticas en un caso contrarias a las demandas sociales y en el otro ajeno a ellas, pero también a que los jóvenes que impulsan Podemos han sabido canalizar esas demandas de una manera sencilla, próxima, contundente.

Llegan por tanto las elecciones municipales y autonómicas del próximo Mayo y las generales de Octubre en un momento clave, apasionante, en las que todo va a ser posible si no espabilan y no parece que la cosa vaya por ahí, PP y PSOE. Los estrategas, los pensadores del segundo ajenos al terremoto político que se avecina, han considerado que un cambio de cara de su líder, más guapo, más joven, con presencia de anuncio Profidén, iba a resultar suficiente para frenar su profunda caída, para recuperar la credibilidad perdida.

Se equivocan. Las previsiones no les están dando la razón porque a la sociedad actual, a su base social, ya no le resulta suficiente algo así. Demanda cambios profundos en su línea de actuación que no parecen vislumbrarse en los apenas 50 días que han transcurrido desde su último Congreso. Resulta evidente que, o se dan cuenta con rapidez de este detalle, o las nuevas formaciones surgidas a su izquierda le desgastarán hasta límites insospechados, incluso llegando a los niveles de sus homónimos del sur, PSI o Pasok. Ver éste fin de semana a un desangelado Pedro Sánchez al lado de Renzi, que se aproxima aquí más a Pablo Iglesias que a él, causa un cierto sonrojo.



Así, con el bipartidismo en sus peores momentos, con un PP profundamente desacreditado por su política de acabar con el Estado del Bienestar, de atacar a las capas más desfavorecidas de nuestra sociedad, con un PSOE que sigue sin estar ni se le espera, el panorama de las próximas elecciones puede traernos cambios de calado en el panorama político.

Pero no sólo es el aspecto puramente electoral lo que resulta en éste nuevo curso apasionante y peligroso, en este caso para los partidos que hasta ahora monopolizaban la política de este país, también está pendiente saber si la recuperación económica anunciada constantemente por el gobierno llega por fin a la ciudadanía. Las recientes medidas tomadas por el Banco Central Europeo, por su todopoderoso presidente Mario Draghi, indican que eso puede ocurrir al fin. Un verdadero balón de oxígeno puede venir a través de la apertura de la concesión de créditos a particulares y pequeñas empresas por parte de los bancos, o al menos es lo que pretenden las medidas tomadas hace apenas 48 horas. Un balón de oxígeno que puede activar el consumo privado y la actividad industrial, consiguiendo así la creación de empleo, que es el gran drama actual, permitiendo un leve respiro a una maltratada sociedad que lleva 6 años de sufrimiento extremo.

Habrá que observar con atención y esperanza si esa leve recuperación económica consecuencia de las medidas del BCE, incluso si el temor del PP ante las próximas citas electorales, permiten que se destense la soga situada en el cuello de las clases medias, de los sectores más desfavorecidos de la sociedad y algún leve rayo de sol se atisba en un horizonte hasta ahora negro, negrísimo.

Situación electoral, económica y tensión., mucha tensión en las ya de por sí difíciles relaciones centro-periferia, quizás el último problema serio que aún nos quedaba por resolver desde la Transición. La prepotencia del PP con su nefasta mayoría absoluta, ha provocado una situación de peligro máximo, especialmente en Catalunya. Las citas inmediatas del próximo11, una Diada vital que se prevé nuevamente multitudinaria y el hipotético referéndum del 9 de Noviembre pueden producir efectos perversos, incluso rupturistas.



¿Qué hacer? Se preguntaba Lenin. Difícil respuesta, para empezar las izquierdas deben ponerse de acuerdo en Catalunya. Aunque ahora en las circunstancias actuales resulte impensable, utópico que ERC, PSC, CUP e IC lo hagan, deben  intentarlo. Ponerse de acuerdo en liderar desde la izquierda una salida razonable a esta crisis, liderarlo allí en Catalunya y aquí en el Estado. Dejarse de una vez de debatir si son galos o podencos los que nos vienen encima. Son perros agresivos que si no reaccionamos nos comerán, a nosotros y a la ciudadanía que debemos representar defendiendo sus intereses, esa ciudadanía que sufre las agresiones del PP y de CiU; que las sufre en España y también en Catalunya, porque la derecha catalana y la española, CiU y PP, son una misma cosa.

El discurso federalista del PSC  quizás haya llegado muy tarde, además resulta lastrado, erosionado por la ambigüedad del PSOE. Eso más su indefinición sobre un tema que a la ciudadanía preocupa como es el derecho a decidir, a la libre autodeterminación, un derecho por cierto que siempre ha figurado en los cimientos ideológicos de la izquierda y que jamás ésta debió abandonar.

¿Por qué no una propuesta audaz, imaginativa, generosa desde el nuevo PSC, desde el nuevo PSOE? Una propuesta primero dirigida al resto de las izquierdas transversales y por supuesto a ambos gobiernos, catalán y español. El socialismo es el puente necesario, imprescindible, pero sólo lo será si tiene vocación y valentía para serlo. El PSOE debería ser la clave para resolver éste entuerto pero para eso necesita despertar del sopor en el que está.

Queda muy poco tiempo, demasiado poco, pero quizás esa premura exija a ambas partes “mover ficha”, acercar posiciones, buscar puntos de encuentro.


Un último reto queda también pendiente de resolver, para el que éste curso puede ser vital: un proceso de paz peligrosamente incompleto al que falta dar un impulso definitivo. Aquí nuevamente el PP con su insostenible parálisis nos está llevando a un callejón sin salida. El PSOE debería ser igualmente la clave pero Pedro Sánchez, a diferencia de Rubalcaba, no conoce bien lo que ocurre y eso le está produciendo una inseguridad que evita cumpla el papel que el momento histórico le exige. Sería muy importante que se pusiera las pilas y aportara su esfuerzo para conseguir mover al PP, comenzando por romper las amarras que le atenazan.

Las próximas semanas, en concreto el 14 de Octubre, se cumplen los 5 años de injusto encarcelamiento de Arnaldo Otegi, Miren Zabaleta y los cinco impulsores de la alternativa Bateragune. Sería oportuno que al menos hubiera gestos solidarios desde el socialismo de aquí y de allí. Gestos de desmarque de un PP enrocado y vengativo, sin un solo ápice de generosidad ni altura de miras. La paz está demasiado cerca y ha costado tanto esfuerzo llegar hasta aquí, que sería un grave error no recorrer cuanto antes esa senda para acabarla definitivamente.


Importantes temas en éste curso que ahora se inicia. De cómo vayamos resolviéndolos dependerá en cierta manera nuestro futuro, porque éste lo tenemos que  construir entre todas y todos. Veremos………..

miércoles, septiembre 10

Navarra por su autogobierno

Ahí no podía faltar mi firma, la de alguien de Izquierda Socialista junto a otros socialistas como Sergio Sierra Sangüesa o Kevin Domingues Lucero, miembros de la Izquierda Abeetzale como Pernando Barrena, de IU como Miguel Izu o de Geroa Bai con Uxue Barkos. La izquierda transversal que debe gobernar la Navarra-Nafarroa del futuro, si el PSOE, si Pedro Sánchez y María Chivite lo permiten al fin.
Firmar juntos algo tan fundamental todas las manifestaciones de izquierda y progresistas resulta reconfortante e indica el camino a seguir.

Navarra por su autogobierno

Los abajo firmantes, ciudadanos navarros de toda condición e ideología política, queremos mostrar con esta carta nuestra más absoluta repulsa ante el indisimulado ataque que viene sufriendo el autogobierno que heredamos de nuestros antepasados y que, desgraciadamente como ellos en su día, hoy nos vemos una vez más obligados a defender. A defenderlo, en primer lugar, de la ofensiva centralizadora e ilegítima protagonizada por el Gobierno de España, que ya abusando de la Legislación Básica, que obliga a todas las comunidades autónomas, ya laminando nuestra capacidad de autogobierno con un sinfín de recursos ante un Tribunal Constitucional cada vez menos autónomo, parece no buscar otro fin que su total desaparición. 
A defenderlo asimismo de quienes, desde algunas fuerzas políticas y medios de comunicación, acusan al Fuero, injusta e interesadamente, de ser una suerte de privilegio y a los navarros de ser insolidarios, pese a que nuestro autogobierno venga reconocido en la propia Constitución Española en su disposición adicional primera y a que las cifras demuestren año tras año que es un sistema notablemente solidario. 
Y a defenderlo, por último, de quienes buscan con todo esto acabar con la capacidad incondicionada de los navarros de legislar sobre sí mismos, como depositarios únicos que somos de la herencia del viejo Reino de Navarra, y decidir sobre su futuro que únicamente les corresponde a ellos. En consecuencia EXIGIMOS: La retirada inmediata de todos los recursos presentados por el Gobierno de España frente a la capacidad legislativa de los navarros depositada en nuestro Parlamento, acorde a su ordenamiento jurídico. 
La declaración de inaplicabilidad de toda la legislación básica que afecte directamente a competencias propias de Navarra. La creación de un órgano paritario e independiente que arbitre los conflictos de competencias entre el Reino de España y Navarra. La creación de una comisión parlamentaria foral que negocie la renovación del Convenio económico con el Estado formada por representantes de todas las fuerzas parlamentarias de Navarra, depositarias de la voluntad de los navarros. ¡Vivan las libertades navarras! ¡Viva Navarra y sus Fueros!
(*) Eneko Abal, Rafa Aguilera, Jose Mari Aierdi, Juan Cruz Alli, Manu Ayerdi, Uxue Barkos, Pernando Barrena, José Antonio Beloqui, Juan Antonio Cabrero, Fernando De la Hucha, Kevin Domingues, Javier Dominguez, Juan José Dominguez, Fátima Frutos, Jon Gondán, Izaskun Goñi, Daniel Innerarity, Miguel Izu, Iosu Janices, Roldán Jimeno, Eduardo Lacasta, Patxi Leuza, José Miguel Luna, Koldo Martinez, Fernando Mendoza, Joseba Santamaría, Bixente Serrano, Sergio Sierra, José Luis Úriz, Ioseba Úriz y Aitor Yuste