miércoles, marzo 27

KONTUZ: el inmovilismo de ETA y Rajoy


Un nuevo comunicado de ETA después de 17 meses de alto el fuego y de que la ilusión por el final de la violencia haya calado profundamente en la sociedad de aquí y de allí. Un nuevo comunicado pero el primero que resulta en tono amenazante, altivo rompiendo con la tónica de los anteriores.

Como siempre hay que ver la botella medio llena deberíamos de quedarnos con las frases en positivo que indican claramente que no existe intención de volver a las armas: “Seguiremos trabajando por una solución duradera”. Y aclara que “mantiene activa su interlocución” y que “este país necesita la paz y la libertad”.

Pero no obstante resulta un toque de atención, un aviso en vísperas del Aberri Eguna, un “KONTUZ” que no debemos ignorar.

Después de la puesta en escena por parte de Lokarri del Foro por la paz desarrollado en Pamplona y Bilbao, todos esperábamos un gesto unilateral por parte de ETA y quizás algún gesto de desarme simbólico que permitiera a los agentes externos, especialmente a los de ámbito internacional, presionar al gobierno del PP para que a su vez hiciera lo mismo en el terreno de los presos.

Lamentablemente no ha sido así y ambas partes parecen enrocadas en sus razones ignorando que la sociedad ya les ha dado un mandato claro: rematar lo antes posible la jugada y hacer que la PAZ, así con mayúsculas se consolide definitivamente.

Es cierto que ahora todos estamos a otras cosas más urgentes. La crisis, el agobiante paro, la corrupción política, nos puede hacer cometer el error de abandonar un tema que convendría recordar hace apenas dos años estaba en la cabeza del ranquin de las preocupaciones de la ciudadanía.

Es el momento pues de terminar con esto, de acabar un trabajo en el que se ha invertido tanto esfuerzo. Las dos partes deben mover ficha, ETA haciendo un movimiento unilateral de desarme y el gobierno rompiendo con su inmovilismo en materia de presos.
No tiene sentido por ejemplo que Otegi, Miren Zabaleta y quienes han impulsado el cambio de rumbo en Batasuna sigan en la cárcel, es una insensatez, una falta de adaptación a los nuevos tiempos.
Es el momento de audacia, imaginación y sobre todo de generosidad. Un conflicto tan largo y doloroso como este debemos de acabarlo bien, de manera definitiva, sin flecos pendientes.

Las reacciones al comunicado no dan mucho lugar a la esperanza, pero al menos en mi espacio de libertad sí quiero hacer ese llamamiento a ambas partes. A AMBAS PARTES.

ETA y su mundo han hecho un recorrido impensable hace apenas dos años, el gobierno de Rajoy no. Por eso y a riesgo de no ser entendido, creo que son ellos los que primero deben dar señales de que esto se puede solucionar ahora. Un leve movimiento permitiría a los agentes internacionales, al mundo político de ETA, especialmente a Sortu y Bildu, presionar a ETA para iniciar su desarme.

No podemos, no debemos dejar que esto se pudra por  inmovilismo, no sea que se cumpla la fábula de que viene el lobo y un día de verdad venga y volvamos a situaciones que ahora creemos irreversibles. La confianza en estos temas es peligrosa y sobre todo irresponsable.

Esperemos acontecimientos, hoy se ha oscurecido algo el panorama pero seguro que mañana saldrá un sol radiante.

1 comentario:

  1. http://www.laopinion.es/opinion/2011/11/01/habra-paz-malvados/377558.html



    ResponderEliminar