sábado, junio 14

Al menos lo he intentado

Hemos celebrado hoy lo que se denomina el “congresillo”. Un acto en el que además de debatir y aprobar las enmiendas a la ponencia federal, se elegían los delegados al 37 Congreso del PSOE.

Ha supuesto un triunfo de mis ideas, ya que 27 de las 47 que se han aprobado las había presentado yo. Algunas de gran calado, especialmente la que intenta un proceso de democratización de nuestro partido al plantear las listas abiertas, las primarias, la limitación e incompatibilidad de mandatos etc. Podéis verlas en el apartado de “mis enmiendas”.

Suelen decir que lo importante es el debate de las ideas, y no el de los nombres. Será en cualquier sitio menos en el PSN, porque para intentar poder defender esas mismas ideas que han sido aprobadas he tenido que presentar una lista alternativa a la “oficialista”, que sólo ha recibido el 8,2% de los votos. ¿Cómo un partido de izquierdas puede consentir que un compañero no pueda defender sus ideas ante el Congreso Federal? ¿Por qué me temen tanto?

Pero lo doy por bueno porque al menos lo he intentado, y la presentación de esa lista ha originado un efecto en cadena con un 20 % de votos en blanco. En definitiva casi el 30 % del congresillo no ha querido votar a la lista oficial. Si tenemos en cuenta que en esa lista oficial estaban incluidos los miembros del Foro, que aún me estoy preguntando qué pintaban ahí, y que Amanda Acedo había hecho un llamamiento para votarla, significa que hoy tenemos más posibilidades que ayer de ganar nuestro próximo Congreso.

Urge que todos aquellos que pensamos que otra alternativa es posible, nos pongamos de acuerdo para unir nuestras fuerzas y así conseguirlo. ¡Juntos, podemos!

Pero hoy me siento satisfecho de haber dado la cara, junto con aquellos y aquellas que han hecho posible esa lista, y con quienes la han apoyado, a quienes desde este lugar les transmito mi más sincero agradecimiento.

Seguimos en las trincheras. El imposible, hoy es más posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario